Sasha VOLKOFF
14/06/2020

La propuesta de la Renta Básica Universal (RBU) es clara: proporcionar a cada persona una cantidad de dinero mensual que garantice su subsistencia. Se trata de ganar un nuevo derecho, que en ningún caso reemplaza otros derechos existentes. Algunos neoliberales intentan aprovechar esta propuesta, pervirtiéndola, ya que imaginan que, una vez se cobre la RBU, con ese dinero se podría pagar servicios universales actuales, como la sanidad o la educación. Esto no es, de ninguna manera, la propuesta original de RBU, sino una nueva propuesta (perversa) que no pretende reducir o eliminar la pobreza en el mundo, sino por el contrario, pretende aumentar las ganancias de las grandes empresas, quedándose con el gran pastel de la sanidad y la educación. Leer el articulo publicado en el sitio Pressenza