El 10 de octubre de 2003 se celebró el primer Día Mundial contra la Pena de Muerte, por iniciativa de una serie de organizaciones federadas bajo el paraguas de la “Coalición Mundial contra la Pena de Muerte”, que reúne a ONG, asociaciones de abogados, sindicatos, autoridades locales y todo tipo de organizaciones comprometidas en la lucha contra la pena de muerte, y que desean aunar sus esfuerzos de cabildeo y de acción a nivel internacional.

En más de 45 países se organizarán exposiciones, debates y otras actividades. Entre 60 y 70 países, principalmente regímenes autoritarios, siguen ejecutando regularmente a los condenados a muerte, dijo Michel Taube, de la asociación Ensemble contre la peine de mort.

Luchando en todo el mundo. China es, con mucho, el país más grande, con entre 1.000 y 3.000 ejecuciones al año, seguida de Arabia Saudí e Irán. Estados Unidos y Japón son los únicos dos países democráticos que siguen aplicando esta sanción. Por el contrario, Europa y América Latina han prohibido casi por completo la pena de muerte. El Sr. Taube expresó su apoyo al enfoque diplomático de la Unión Europea para promover la abolición de la pena de muerte en todo el mundo, oponiéndose a una política de sanciones, por ejemplo, sanciones comerciales.

Entre las asociaciones que luchan por la abolición de la pena de muerte, hemos señalado: ACAT / Amnistía Internacional